BOLETIN INDUSTRIAL Diciembre 2020

10 BOLETIN INDUSTRIAL

¿Se acelerará o se ralentizará el desarrollo de la 5G en la era COVID-19?

A corto plazo, se ha pedido a los proveedores de servicios que ofrezcan ancho de banda adicional a los hogares durante 60 días para manejar la crisis inmediata. Pero a largo plazo, la esperanza es que la conectividad 5G pueda aliviar la tensión en la conectividad de la red. Perspectivas a corto plazo para el hardware 5G y su desarrollo Algunos observadores esperaban que el 2020 podría ser un año significativo para el progreso de la construcción de la red 5G antes de que la aparición de COVID-19 arrasara con la economía. Pero, para que la conectividad 5G despegue es necesaria una construcción adicional y la producción de hardware 5G (teléfonos, chips, etc.) debe reanudarse. Con la cadena de suministro gravemente interrumpida, la producción de hardware sufriendo daños colaterales y la caída de la demanda de los consumidores, la entrega de teléfonos preparados para 5G y otro hardware puede ralentizarse. Incluso cuando los teléfonos compatibles con 5G estén disponibles, ya que los consumidores pueden ver el nuevo hardware como algo agradable de tener. “Mi pensamiento actual es que habrá un impacto negativo en la red 5G a corto plazo, pero que el largo plazo parece aún más favorable”, escribió Mark Lowenstein, director gerente de la empresa Mobile Ecosystem. “Dos comodines son: no saber cuánto durará el cierre económico o qué tan profunda será la recesión; y cuánto se verá afectada la cadena de suministro global”. En una encuesta reciente realizada por la antes mencionada 451 Research, el 79% de las organizaciones dijeron que el brote de COVID-19 ha deprimido las operaciones comerciales. “Las principales interrupciones comerciales en las cadenas de suministro organizacionales, los recursos de TI, el capital humano y la planificación estratégica son causas que contribuyen al impacto negativo informado”. Por su parte, la compañía Juniper Research predice que el COVID-19 podría causar una brecha de ingresos de 42,000 millones de dólares para los proveedores de dispositivos inteligentes durante los próximos meses. Otro problema es el retraso de la subasta de espectro. Con la subasta de espectro, un gobierno vende los derechos para transmitir señales sobre bandas específicas del espectro electromagnético y para asignar recursos espectrales escasos. 451 Research señaló que este retraso en la subasta traerá un impacto a medio plazo para un habilitador clave de la construcción de la 5G. “Este es el golpe más impactante que se le puede dar a la capacidad de un país para implementar servicios 5G a gran escala”, se indicó en el informe COVID-19 y 5G: dolor a corto plazo; ganancia a largo plazo. “España, Francia y Austria han tomado la decisión de retrasar las subastas de espectro 5G

El desarrollo de la red 5G podría verse afectado a corto plazo dada la recesión económica. Pero, ¿podría prosperar a más largo plazo? S i bien el COVID-19 ha paralizado la economía en muchos rincones del mundo, el escenario para el desarrollo de la 5G a largo plazo es alentador, con algunas salvedades, señalan los expertos de la industria. Las crecientes necesidades de conectividad en el hogar, la salud digital e incluso las medidas de estímulo económico pueden impulsar en este desarrollo. La conectividad inalámbrica 5G, o de quinta generación, ha prometido velocidades increíblemente más rápidas, hasta 100 veces más que la conectividad 4G, así como una mayor confiabilidad de la red. La conectividad mejorada ayudará a habilitar nuevas capacidades conectadas, como automóviles sin conductor, entrega con drones y juegos habilitados con realidad aumentada. Con los pedidos a domicilio en todo el mundo, legiones de empleados que trabajan de forma remota y el aprendizaje a distancia en pleno apogeo, la conectividad de alta velocidad se ha convertido en una infraestructura esencial. También ha impactado en las redes domésticas, que tienden a ser menos sólidas que las corporativas. Eso es un problema cuando tantos trabajadores y empresas ahora dependen de las redes domésticas para las tareas diarias. “El cambio de Internet como un servicio de consumo mercantilizado a la utilidad está realmente bajo un gran escrutinio ahora”, señala Jessica Groopman, analista de la industria y socia fundadora de la compañía Kaleido Insights. “Este es un salvavidas para muchas personas ahora, incluso más que en el pasado”. Sin embargo, la conectividad 5G podría ayudar a mejorar el rendimiento y aliviar parte de la tensión en las redes domésticas. “El COVID-19 ha movilizado a la industria de las telecomunicaciones para que se concentre en reforzar la capacidad y la disponibilidad de la infraestructura de banda ancha para respaldar la demanda de los consumidores, el trabajo desde casa, la seguridad pública, gubernamental y la empresarial”, señaló la compañía 451 Research en el informe “COVID-19 y 5G: dolor a corto plazo; ganancia a largo plazo”. “Uno de los resultados positivos del COVID-19 podría ser una mayor demanda de la red 5G como reemplazo de la infraestructura de banda ancha heredada como DSL. El rendimiento de la red 5G también tiene la oportunidad de brillar como resultado del COVID-19, especialmente en áreas como la salud a distancia, donde se espera que el impacto a largo plazo sea alto”.

Made with FlippingBook Ebook Creator